miércoles, 3 de abril de 2013

Ese momento en el que no sabes dónde estás ni en dónde te encuentras. En el que sientes que no eres nadie ni nada para nadie. Ese momento en el que sueñas en hacer de lo imposible algo posible, en cumplir tus sueños cueste lo que cueste y pese a quien le pese. Ese momento en el que sólo deseas que venga ese chico inexistente hasta el momento y mágico para ti, perfectamente imperfecto para ti y te abrace por detrás con todas sus fuerzas, te susurre al oído lo mucho que le importas y que vales y que te haga cosquillas cuando estés triste, que te abrace, que te tenga sólo para él cuando estéis solos, que te haga suya con su sola presencia. 

By: Queily.